Redes Zero Trust: tendencia en ciberseguridad

| |

Redes Zero Trust: tendencia en ciberseguridad, ha surgido debido a que el trabajo remoto ha provocado que las redes caseras se convirtieran en parte de las empresariales.

¿Qué son las redes Zero Trust?

Zero Trust es un modelo que aprovecha un conjunto de acciones, procesos y soluciones de seguridad integradas que les permiten a las empresas identificar a los usuarios y dispositivos que buscan acceso a la red, evaluar su estado de cumplimiento de las políticas de seguridad interna, asignarlos automáticamente a zonas de control y vigilarlos.

De acuerdo con Martín Hoz, vicepresidente de ingeniería de preventa y servicios postventa para Fortinet en América Latina y Caribe, Zero Trust, también establece la identificación, vigilancia y control de los dispositivos que participan de la red, que muchas veces suelen ser más que los mismos usuarios.

Ante un panorama cada vez más complejo en términos de ciberseguridad, es importante contar con un sistema de verificación de datos estricto, por lo que este modelo es para que las empresas controlen el acceso a sus redes, aplicaciones y datos.

Qué es Zero Trust

Funciones principales

Una de sus características es que combina una seguridad dinámica que incluye desde las redes locales hasta la nube, así como componentes impulsados por la Inteligencia Artificial (IA).

Asimismo busca facilitar la reacción rápida ante un incidente de seguridad TI, ya que identifica de forma explícita algo fuera de lo normal.

“Si a esto le añadimos inteligencia artificial para determinar patrones de comportamiento regulares y diferenciar los que no lo son, el entorno empresarial cuenta con herramientas tecnológicas para analizar efectivamente los registros”, señaló el ejecutivo.

Otra de las capacidades del modelo es que es capaz de restringir temporalmente el acceso de esa persona de forma inmediata, revisar las actividades en determinado tiempo y reportarles la situación a personas internas para definir si hay una posible intrusión.

“Esta estrategia no sólo reduce muchos de los riesgos a los que se enfrenta una empresa debido a una estrategia de seguridad central, sino que simplifica la gestión general de la red y amplía la visibilidad y el control en toda la organización, incluidos los dispositivos fuera de la red durante el teletrabajo”, aseguró Hoz.

Respecto a la aplicación en la nube pública o privada, puede hacer cosas como micro-segmentación, lo cual quiere decir asegurar que no fluye tráfico entre servidores, aplicaciones o servicios, sin que dicho tráfico sea inspeccionado y validado.

Ventajas

El modelo de Zero Trust es útil para industrias reguladas como la salud y las finanzas, debido a que busca facilitar la autenticidad de identidad y el proceso de auditorías de cumplimiento. En ese sentido, Zero Trust facilita la migración y adaptación de una red a nuevas aplicaciones.

“Una ventaja adicional es que muchas veces los componentes tecnológicos necesarios para llevar a cabo una implementación de Zero Trust ya están presentes. Con alguna frecuencia los componentes faltantes son mínimos, o existen y sólo requieren ser activados o configurados”, señala Hoz.

A manera de conclusión, Martín Hoz, señaló que este nuevo paradigma permite a las empresas saber exactamente quién y qué está en su red en un momento dado, aumentando el cumplimiento al garantizar el acceso a las aplicaciones y la infraestructura para todos los usuarios.

Leíste: Redes Zero Trust: tendencia en ciberseguridad, te recomendamos: Cómo cifrar una carpeta

Síguenos en nuestras redes sociales:

Twitter

Facebook

Youtube

Previous

Proyector láser 4K: The Premiere, características

ServiceNow se asocia con Cisco para rastreo de contactos

Next